12 formas inteligentes y fáciles de lidiar con una esposa regañona

¿Por qué no has vuelto a casa? ¿Cuándo traerás las compras? ¿Por qué tu oficina aún no ha terminado? Si estas preguntas te hicieron imaginar tu matrimonio y tu esposa, entonces estos son signos de una esposa regañona. Llegas a casa del trabajo pensando en conseguir finalmente la paz, pero en realidad lo que obtienes es guerra.

Una esposa regañona e irrespetuosa nunca está satisfecha con su hombre y lo socava en cada oportunidad que tiene. Ella discute todo el día y absorbe la energía del hombre hasta el punto de que pierde su capacidad de tomar decisiones y se rinde. El estrés de una esposa que regaña es un irritante constante con el que un hombre tiene que lidiar.

Ellos dicen, «Una esposa feliz es una vida feliz”. Si su esposa lo está regañando, solo necesita hacer algunas cosas bien para asegurarse de no tener que ponerse los auriculares cuando regrese a casa. Esa es la mejor manera de hacer callar a una esposa regañona.

Signos de una esposa regañona

¿Cómo sabes que tienes una esposa que regaña y no alguien que tiene cambios de humor o problemas de ira ocasionales? Te diremos las características de una esposa regañona para que puedas manejar mejor tus problemas con tu esposa.

  • Tu esposa suele repetir todo lo que tiene que decirte.
  • Estás estresado por tu esposa que regaña porque siempre te hace sentir que no estás haciendo lo suficiente
  • Ella es una fanática del control y quiere microgestionar todo, pero al mismo tiempo te culpa diciendo: «No estás haciendo tu parte».
  • La palabra “solicitud” no figura en su diccionario. Ella solo exige y manda
  • Ella se enfurece y tienes miedo de sus rabietas.
  • Ella está gritando, regañando, discutiendo todo el tiempo. Cuando te metes en la cama con ella por la noche, te sientes tan resentido que ni siquiera tienes ganas de abrazarte, y mucho menos de tener sexo.
  • El hogar se ha convertido en tu zona temida

12 maneras de lidiar con una esposa regañona

¿Por qué mi esposa regaña tanto? ¿Por qué ella no puede entenderme? Estos son algunos preguntas que todos los maridos con problemas se hacen. La mayoría de las veces, cuando tu esposa se vuelve loca, no tienes idea de por qué.

De repente, ella se quejará de los incidentes de hace 7 meses y no tendrás ni idea de lo que acaba de suceder. Las esposas se enojan y regañan cuando no están contentas o cuando las cosas no salen según lo planeado. A veces, esta molestia se convierte en un ritual cotidiano que te hace querer gritar a todo pulmón.

Kevin Drew (nombre cambiado) dice que en el momento en que entraba a la casa después del trabajo, su esposa comenzaba a regañarlo. “Comenzaría con, ‘¿Has dejado los calcetines en el lugar correcto? ¿El abrigo en el armario? Ahora baja a la cocina y ayúdame a picar las verduras o sube y ayuda a los niños con la tarea…’ Era interminable. Ella zumbaría una y otra vez. Al principio me enfadaba, pero luego me di cuenta de que era un hábito del que no podría deshacerse. “

Te puede interesar:  Mis lecciones de blog que aprendí de mi esposo

Kevin finalmente compró un pequeño lugar para él, un secreto que ocultó a su esposa, y comenzó a pasar tiempo a solas allí. “Le diría que estaba de gira y me quedé en mi casa. Finalmente encontré mi paz”.

Si estás frustrado con tu pendenciera esposa y estás cansado de que te den patadas en la acera, esta es una oportunidad para terminar con tu sufrimiento para siempre. Aquí hay 12 maneras de lidiar con una esposa regañona.

1. No respondas

Cuando te decimos que no respondas, no significa que debas quedarte callado y dejar que tu esposa te siga regañando. Cuando su esposa lo regaña, debe comprender que ella está en un estado mental hostil. Discutir y responder solo empeorará las cosas.

Imagina una situación en la que tu esposa dice: “Siempre olvidas las cosas que te digo que hagas. Es un error confiar en ti.” En lugar de decir cosas como, “Sí, hazlo tú mismo entonces. No puedo recordar todo.

Espera a que se enfríe y háblale con calma. Seguro que ella te entenderá.

2. Recuerda, el jefe siempre tiene la razón

Sí, tu esposa es tu jefe. Cuanto más rápido aceptes este hecho, más fácil será para ti. Una esposa regañona siempre se verá a sí misma como la que tiene razón. No importa de quién sea la culpa, serás tú quien diga lo siento casi siempre.

Si empiezas a discutir, seguirá y seguirá. Si su esposa está discutiendo con usted, un esposo inteligente querría ir a lo seguro y decirle que tiene razón.

Esto la calmará y sus peleas constantes se detendrán por un tiempo. Su estrés de una esposa regañona también se reducirá.

3. Tratar con una esposa regañona: háblalo

La mayoría de los matrimonios se vuelven infelices debido a la falta de comunicación entre ellos. Si su esposa lo regaña constantemente, trate de entender por qué.

Necesitas hablar y entender el problema. Las cosas no se van a arreglar mágicamente solas. Una conversación de 15 minutos podría solucionar un problema de 3 meses.

4. Identifica tu error y discúlpate

Seamos realistas: es posible que no seas el esposo del año. Si tu esposa te está regañando, significa que has hecho algo para molestarla. Las esposas no siempre despotrican y regañan sin razón.

Como la mayoría de los maridos, no tendrás idea de lo que has hecho para fastidiarla. Pero, a decir verdad, podrías tener la culpa. Repase sus actividades pasadas y trate de entender dónde debe haberse equivocado.

Para empezar, es posible que no esté asumiendo sus responsabilidades o tomando su carrera en serio. ¿Estás cumpliendo las promesas que le hiciste antes del matrimonio? En lugar de buscar signos de una esposa regañona, busque usted mismo dónde se está equivocando.

pareja juntos
Ella podría tener una razón para regañar

Una vez que te des cuenta de tu error, discúlpate sinceramente. Un simple perdón puede volver a convertir a una bestia regañona en tu hermosa esposa.

5. Escucha lo que tiene que decir

Los esposos son conocidos por no prestar atención a lo que dicen las esposas. Cuando sus esposas los regañan, los esposos se enfocan en la parte en que su esposa los regaña, pero no escuchan lo que dice su esposa mientras regaña.

Te puede interesar:  Ya No Sé Quién Soy – Mi Matrimonio Me Hizo Perder Mi Identidad

La próxima vez que su esposa lo regañe, escuche lo que dice mientras lo regaña. Si se trata de un hábito tuyo que a ella no le gusta o de un error que puedes haber cometido, esfuérzate por mejorar esas cosas en lugar de dejar que las molestias empeoren.

A veces estás tan concentrado en hacer callar a una esposa regañona que no prestas atención a lo que dice. No hagas eso. Cambiate a ti mismo.

6. Trata de ver las cosas desde su perspectiva

Trate de entender por qué su esposa se está comportando de la manera que lo hace. Ponte en su lugar para entender su perspectiva. Si sigue sacando a relucir los errores del pasado, comprenda por qué.

Con otras cosas en mente, es posible que no pueda comprender el motivo de la frustración de su esposa.

Al ver las cosas desde su perspectiva, es posible que puedas entenderla mejor y encontrarás una manera de abordar sus molestias.

7. Habla sobre tu perspectiva

Es importante que su esposa también comprenda su perspectiva. Cuando su esposa lo regañe, tome una posición por sí mismo y dígale cómo se siente.

Dígale cuánto está afectando su regaño su paz mental y también está obstaculizando sus otros compromisos. Si sientes que te está controlando, díselo.

Asegúrate de que tu esposa sepa cómo te está afectando su regañina. Si ella no quiere escucharte, entonces dile que no la escucharás hasta que ella también escuche tu versión de la historia.

No te conformes con alguien que no entiende cómo te sientes.

8. Trabaja en ti mismo

Muchas esposas se sienten frustradas porque los esposos continúan viviendo su vida como solteros y no quieren trabajar para volverse más maduros y mejorar sus habilidades para la vida. Tal vez espera que la ayudes con las tareas del hogar.

O quiere que seas más cariñoso con ella. Debe comprender que ahora está casado y que el matrimonio conlleva muchas responsabilidades y obligaciones que cumplir. Necesitará acomodar las responsabilidades que vienen con el matrimonio en su vida.

esposo ayudando a esposa
Trabaja en ti mismo para convertirte en una mejor persona

Trabaja en tus viejos hábitos y trata de mejorarlos para convertirte en una persona mejor y más responsable para tu esposa.

Comience con las pequeñas cosas como decir “Te quiero» a tu esposa con frecuencia, llevando la compra, lavando los platos, etc. Es hora de crecer y finalmente convertirte en un adulto.

9. Comprende su papel frente al tuyo

Los hombres y las mujeres llevan diferentes etiquetas que se basan en sus responsabilidades y relaciones. Su esposa puede llevar etiquetas como hija, esposa, madre, empresaria y otras cosas. Los hombres también llevan varias etiquetas, como esposo, empresario, hijo, etc.

La diferencia aquí es que, aunque los hombres y las mujeres de hoy llevan etiquetas similares, sus roles y responsabilidades difieren enormemente.

Te puede interesar:  Cómo completé mi doctorado después del matrimonio

Las mujeres tienden a superarse a sí mismas a la hora de llevar a cabo sus responsabilidades y se convierten en expertas en multitarea. Cuando los hombres no están a la altura de sus roles y responsabilidades, es cuando las mujeres comienzan a regañar. Tienes que entender que tu esposa no es una supermujer y que es su lado humano el que te regaña como un grito de ayuda.

10. Negocia con ella

El matrimonio se trata de ajustes y compromisos. Ambos deben comprometerse en partes de su vida personal para cumplir con las obligaciones que ambos tienen hacia el matrimonio.

Negocie con su esposa y llegue a una solución viable. No hay nada que no se pueda resolver y ambos podrán elaborar un plan.

Si tu esposa te regaña y te dice que laves los platos todos los días, dile: “Cariño, los miércoles y los sábados son duros en la oficina. En su lugar, lavaré los platos los otros días”. No hay nada que no sea negociable.

11. Pídele que te acepte

Se vuelve frustrante cuando tu esposa no te acepta por lo que eres. La amargura comienza a infiltrarse y amenaza los cimientos mismos de su matrimonio.

Es una de las características de una esposa regañona. Su moral y autoestima bajan debido a que su esposa muestra su descontento con usted casi todo el tiempo. Dígale a su esposa que esta es la persona con la que se casó y que sabía quién era usted antes del matrimonio.

El matrimonio no convierte a una persona en otra de la noche a la mañana. Ella necesita aceptarte por lo que eres para que este matrimonio funcione.

esposa enojada
Comparte lo que sientes acerca de sus molestias

12. Habla con un consejero

La consejería tiene muchos beneficios y puede ayudarlo si no ha podido encontrar una solución a los problemas en su vida matrimonial. Si las constantes molestias y disputas de su esposa no se detienen sin importar lo que haga, es hora de tener una nueva mirada y una nueva perspectiva.

Entrar en terapia de pareja les ayudará a ambos a abrirse el uno al otro de las formas más sorprendentes.

Todos esos años de ira y frustración reprimidas finalmente saldrán a la superficie. Ambos podrán presentar su verdadero ser uno frente al otro y finalmente se identificará la raíz de su problema.

El significado de regañar en una relación es expresar constantemente descontento con tu pareja. Tu esposa sabe lo que es mejor para ti incluso si deseas estar en desacuerdo. Su sexto sentido combinado con una comprensión del entorno hace maravillas en estos casos. La regañina nunca sale de la nada. Si tu esposa acaba de explotar, definitivamente hay algo que está mal.

Algunas mujeres regañan por la energía masculina que las impulsa. Sienten que necesitan ser la fuerza superior y dominante que los hace regañar constantemente. Si tu esposa te regaña por pequeñas cosas que puedes mejorar, puedes trabajar en ti mismo y mejorar tus hábitos. Pero si su esposa no está siendo razonable en sus demandas, debe pensar un poco.

Deja un comentario